viernes, 10 de febrero de 2017

Ayer... y siempre

Ayer fue 9 de febrero. Hace 94, también un 9 de febrero, se llevaba a cabo la fundación de la UDS.

El contador ayer se hubiera puesto en 94, pero hace ya más de tres años se paró para siempre en 90.

En estos casi cuatro años sin la Unión casi no he visto ningún partido en directo, aunque en los pocos que he visto no he podido acordarme de mi equipo (porque sigo insistiendo en que ES y siempre SERÁ mi equipo). En este tiempo, además, no he participado en ningún tipo de homenaje a la Unión. He visto, he leído y le he informado, pero no he participado en ninguno. Un poco porque no he podido, pero otro poco también, la verdad, porque me costaba. He leído los cómics, y cuesta. He leído libros, y emociona. He visto y revisto vídeos de grandes gestas, y se hace más incomprensible. Tengo el DVD del documental gracias a los reyes, y es cierto que no he podido sacar mucho tiempo para verlo, pero tampoco acabo de atreverme a hacerlo, lo reconozco. Pero no había participado en ningún homenaje, eso no.

Hasta ayer. Ayer por la mañana se inauguraba un mural en su honor en el barrio del oeste. Una iniciativa cojonuda y preciosa, por cierto. Por la tarde me animé a acercarme a las 19:23 para ver el mural en directo y estar en el pequeño recuerdo-homenaje que la gente de Unionistas había preparado. Llegada la hora los allí presentes se arrancaron a cantar nuestro himno, ese que tantas veces ha retumbado en fondo sur, ese que tantas veces grité, ese que ahora escucho cada vez que suena mi móvil. Ese que yo ayer no pude entonar, ese que preferí escuchar en las voces de las demás personas que allí estaban. Pero ese que iba cantando para mis adentros. Ayer, hoy y siempre.

Ayer volví a participar en un acto para y por la Unión. La primera vez desde la desaparición. Quizás la última. No sé...

Hala Unión!!

Y de nuevo, felicidades vieja!!

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada